La adopción significa llevar a un niño a su hogar como un miembro permanente de la familia. Significa cuidar y guiar a los niños durante sus años de crecimiento y darles el amor y la comprensión que necesitan para desarrollar todo su potencial.

Sobre el proceso

La adopción es un proceso legal que otorga permanentemente derechos parentales a los padres adoptivos. El proceso legal de adopción comienza cuando los niños y jóvenes no pueden regresar con seguridad a sus padres. Los padres adoptivos y los representantes del departamento del condado trabajarán juntos para determinar los recursos disponibles para apoyar al niño en la colocación adoptiva. Las familias interesadas en adoptar un niño pueden contactar a Tracee Rudd en trudd@cokidsbelong.org.

Ver niños que están esperando

Puede obtener una copia de la política de adopción del condado comunicándose con Pam Bonda-Rust al 970-498-6558 o por correo electrónico a pbondarust@larimer.org.

Recursos